Saltar al contenido

Remedios Caseros para Quitar la Gripa

Remidos caseros para la gripa

Remedios Caseros para Quitar la Gripa: olvidate de la gripa con estos remedios caseros que tienen propiedades antimicrobianas y anti inflamatorias para ayudarte a combatir este virus. La miel, el ajo y el limón hacen parte de esta lista

Limón: El ácido del limón hace que las membranas mucosas le sepan mal a las bacterias y los virus. El aceite de limón (que le da al jugo esa fragancia) es antiviral, antihongos y antinflamatorio, además de expectorante. Las altas dosis de vitamina c, por supuesto, suben las defensas del cuerpo. Todas las bebidas calientes para la gripa son siempre mejores con limón.
Sábila o aloe vera: Esta planta es una de las que más propiedades medicinales tiene, sobre todo en la recuperación de la piel. Pero si uno abre en dos mitades la penca, raspa los cristales con una cuchara y los pone en la licuadora con algo de miel y limón, puede asegurarse de que el catarro va a pasar mucho más rápido y la toz va a aflojar.
Miel: Actúa como expectorante natural, mata microbios y es también un antioxidante, con lo cual previene el daño de las células y quita el dolor de garganta. La manuka, una miel que viene de Nueva Zelanda tiene propiedades antibacteriales y antivirus. Además de ayudar con cualquier gripa, está clínicamente comprobado que erradica infecciones por estafilococos que son resistentes a muchos antibióticos.
Jengibre: La raíz fresca de esta planta sirve para hacer inhalaciones té que disminuyen la congestión nasal, quitan el dolor de garganta, reducen la sinusitis y alivian los dolores en las articulaciones. Si te lo comes con sushi u otras preparaciones orientales, también sirve. Las personas que usan anticoagulantes no deben ingerirlo en grandes dosis.
Ajo: Es mucho mejor para prevenirla que para combatirla. Debido a su fuerte olor, existen ya píldoras inholoras de ajo, aunque nunca está de más cocinar con este ingrediente que además de darle un toque delicioso a las comidas tiene una sustancia llamada alicina que es la responsable de sacar corriendo a la gripa de tu cuerpo. También se puede tomar como té, o incorporarlo a la miel caliente.